JORNADA ENVEJECIMIENTO “MAYOR DIVERSIÓN”

IMG_9958La esperanza de vida crece, año tras año. Es algo que se nota, más si cabe, en las personas con discapacidad intelectual. En situación de dependencia a lo largo del ciclo vital, pueden llegar a vivir hasta los 81 años, según el Instituto Nacional de Estadística (INE), siendo mayor el porcentaje de vida en mujeres que en hombres. Conscientes de ello, Plena inclusión Comunidad Valenciana lleva trabajando en este campo desde hace años. Ahora ha organizado un Encuentro de personas con discapacidad intelectual en edad avanzada con la intención de poner en común sus experiencias y reflexiones y hablar sobre un envejecimiento activo y saludable.

Se trata de una jornada de convivencia que ha reunido a más de 50 personas en la que además de hacer un repaso por las actividades que realizan a lo largo del año, han podido disfrutar de un paseo y un día en la Albufera. Una jornada que han titulado MAYOR DIVERSIÓN, porque las personas mayores también se divierten y disfrutan de su ocio cada vez más y de mejor calidad.

A lo largo de varios meses, las personas con discapacidad intelectual han participado en talleres adaptados a su situación con el fin de fomentar sus habilidades sociales, de cuidar su salud, de disfrutar del ocio adaptado a su edad…. Porque en las personas con discapacidad intelectual el envejecimiento comienza a manifestarse a partir de los 45 años en algunos casos.

Las acciones que se llevan a cabo con este sector de la población complementan otras ya existentes en los servicios de atención directa siempre desde un triple enfoque: integral, preventivo e individualizado.

La persona con discapacidad intelectual debe ser atendida de forma integral, evitando tratamientos parcelados por lo que hay que intervenir de forma simultánea en varias áreas, salud, ocio y vida social, movilidad, motivación, deterioro de las habilidades de la vida diaria, aislamiento social, dependencia, etc. Preventivo ya que tiene como objetivo dar pautas, herramientas y protocolos a los profesionales para reconocer la aparición de síntomas de envejecimiento y ralentizar este proceso incidiendo en aquellas variables que lo aceleran y evitar además el aislamiento social, la pérdida de autonomía o la falta de relaciones interpersonales; e individualizado porque las personas con discapacidad intelectual que envejecen así como sus familiares de muy avanzada edad son un colectivo con rutinas muy establecidas y dificultades para asumir cambios; por ello la intervención ofrece a personas y familias un conjunto muy amplio de posibilidades para ajustarse a sus necesidades.

El modelo de envejecimiento por el que apuesta Plena inclusión CV defiende el mantenimiento y la mejora de condiciones buenas de salud, funcionamiento físico, funcionamiento cognitivo, afecto positivo y participación social. Este programa se inició en el año 2002, y desde entonces, la Federación trabaja por ofrecer herramientas, actividades y conocimientos para mantener un envejecimiento activo y saludable.

 

lectura_facil

50 personas han participado en la primera jornada de envejecimiento de Plena inclusión CV. El título de la jornada ha sido MAYOR DIVERSIÓN. En la jornada se ha recordado todo el trabajo que se ha hecho de talleres sobre salud, habilidades sociales, cuadernos de vida, etcétera. También se hizo un paseo en barca por la Albufera. Se trata de que las personas mayores vivan un ocio adaptado a su edad.